Platja d’Aro, en el corazón de la Costa Brava, dispone de una amplia oferta comercial, de actividades de ocio y de servicios turísticos, durante todo el año.  El restaurante Aradi es un punto de referencia por su gastronomía. Fundado en el año 1963 por la familia Comas, destaca por su cocina tradicional basada en productos propios del Mediterráneo. Son especialmente reconocidos sus plateaux de fruits de mer.
La bodega de Jordi, inaugurada en 2013 en memoria de Jordi Comas Matamala, es un espacio reservado para grupos de hasta 25 personas para cualquier tipo de celebración social. El Aradi cuenta con dos otros espacios singulares, en el mismo restaurante. La Terraza de Cavall Bernat, para disfrutar de una comida al aire libre, y el Chillout del Aradi, para celebrar una sobremesa ideal, con música y copas.